¿Cómo enseñar a gatear a mi bebé?

Gatear es una actividad muy estimulante para el desarrollo psicomotor del bebé, y aunque la mayoría de ellos comienzan solos, tú puedes ayudarlo a que se convierta en el campeón de los gateadores.

Los bebés aprenden a gatear entre los 6 y 10 meses de edad, pero primero deben ser capaces de levantarse, soportar la cabeza, mirar a su alrededor y sentarse. O sea, tener control sobre su cuerpo. De forma general, a los más gruesos les cuesta mucho trabajo soportar su peso y se demoran más tiempo en gatear. Otros, en cambio, comienzan sin mayor dificultad: no hay una regla escrita sobre el tema.

 

¿Qué hacer para que el bebé comience a gatear?

Colocar al bebé boca abajo

Se ha comprobado que, si colocas al bebé varios minutos al día en esta posición, acelerará el proceso de aprendizaje. Haz que el tiempo que esté boca abajo sea divertido, acuéstate a su lado, háblale bajito y acércale los juguetes.

Limita o elimina el tiempo en andadores

Los andadores hacen que el niño camine a un ritmo más lento, porque no siente la urgencia de hacerlo por propia cuenta. Limita en lo posible su uso y estimula al niño a moverse espontáneamente.

Ayuda a desarrollar la fuerza de su espalda

Haz que levante la mirada sobre su cabeza con algún objeto que llame su atención, un juguete o un espejo. Estos movimientos lo ayudarán a equilibrarse usando sus bracitos, fortalecerá los músculos del cuello, la espalda y los hombros.

Encuentra un lugar apropiado

Los especialistas consideran que el bebé debe ponerse sobre el suelo con ropa cómoda. Asegúrate que el lugar esté limpio y bien iluminado. Las luces brillantes lo mantendrán activo.

A partir del momento en que empiece a gatear, tu bebé estará expuesto a muchos peligros. Por tanto, debes acondicionar la casa para evitar accidentes prevenibles. Disfruta sin riesgos cada etapa de tu niño. Es una experiencia única.

by